Atención a la Infancia y Adolescencia

Centro de Observación y Acogida

El COA es un recurso para la observación y la valoración de niños y niñas de entre 6 y 14 años en situación de desprotección que dispone de un total de 12 plazas. Un espacio de acogida y cuidados básicos, que proporciona seguridad a cada niño y niña y desde el cual se realiza una valoración y diagnóstico tanto de sus necesidades, como de sus familias.

El Centro de Observación y Acogida es un recurso de protección temporal que hace las funciones de hogar de acogida para menores que provienen de situaciones de desprotección, abandono, malos tratos o desamparo. Está previsto para dar una respuesta urgente e inmediata a niños/as y adolescentes que, debido a su situación personal y socio-familiar, precisan una intervención de carácter urgente.

Es un espacio de observación, de valoración y diagnóstico de los/as menores que llegan a él con vistas a detectar las necesidades de cada niño/a y propiciar los medios y la orientación más adecuada para cada caso.

Para conseguir este propósito, el acompañamiento se convierte en un valor principal. Éste debe ser constante, generando de este modo procesos en los que los/as menores se sientan respaldados, protegidos y entendidos en cada momento del curso de su estancia, y donde se pueda atender a cada menor en función de sus necesidades, edad, situación y claves culturales propias y diferenciadas. A través de visitas supervisadas se mantiene el contacto del niño/a con su familia, garantizando de esta forma la protección y que los derechos de los y las menores queden salvaguardados. Además de las visitas, se llevan a cabo entrevistas con las familias para valorar en profundidad cada caso y así, poder realizar una orientación lo más satisfactoria posible.

En resumen, el Centro de Observación y Acogida ofrece a los niños y niñas -de forma inmediata- un contexto de protección y atención, al mismo tiempo que se inicia la valoración del caso para determinar la medida y recurso de protección más adecuado, así como el plan de intervención a llevar a cabo tanto con el niño o la niña como con la familia.